EL TRONO EN EL LIBRO DEL APOCALIPSIS

Es bien sabido por teólogos y exegetas el reto que presenta hacer un acercamiento al Apocalipsis de Juan dada la dificultad que presenta el libro en sí mismo; primero, por  la distancia del lector actual con el género apocalíptico; segundo, por el desconocimiento de las tradiciones apocalípticas judías, y por último, por el lenguaje mitológico-simbólico que el libro emplea. Sin embargo, por tratarse de un libro canónico, universal, histórico, con una escatología presente que se escribe para dar ánimo y esperanza a una comunidad perseguida por el imperio en Asia menor a finales del primer siglo, sigue teniendo un mensaje actual para la iglesia del siglo XXI y se debe actualizar su mensaje[1], no antes, de ser interpretado con “el Espíritu con el cual fue escrito” (Dei Verbum No. 12).

Sigue leyendo “EL TRONO EN EL LIBRO DEL APOCALIPSIS”

¿Dónde está el Varón?

Un alboroto en la calle alteraba la tranquilidad de los pobladores, los maestros de la ley y los fariseos interrumpían las enseñanzas del maestro en el templo; traían entre manos a una mujer que había sido sorprendida en pleno acto de adulterio. (Juan 8: 1 -11). Este, (el adulterio) está prohibido en la ley de Moisés “si alguien comete adulterio con la mujer de su prójimo, se condenará a muerte tanto al adultero como a la adultera.” (Lv 20:10), claro, se tenía que hacer justicia y hasta ahora era correcto lo que hacían, la ley de Moisés era la ley de Dios y no se puede pasar por alto ni el más mínimo de sus estatutos. Sigue leyendo “¿Dónde está el Varón?”

María Santísima, María Humanísima

“Hay muchas razones para amar a María”, asegura Nadia Bolz-Weber, pastora luterana, en su libro “Santos accidentales” (2019, p.81). Se supone que, por lo menos, 1.329 millones de personas bautizadas como católicas en el mundo conocen esas razones o alguna vez las han escuchado. Hay quienes no sólo las tienen referenciadas, sino que las acogen y, por tanto, aman a la madre de Jesús. Sigue leyendo “María Santísima, María Humanísima”

La Iglesia que no Ama: es (Fe)locentrica…

…el privilegio de una “gran” fe, carente de amor…

«…y si tuviese toda la fe, de tal manera que trasladase los montes, y no tengo amor, nada soy.» 1ra corintios 13

 

Curiosamente, el neologismo «fe-lo/centrismo» es acuñado del término falo-centrismo que es aquella teoría psicoanalítica de ver que hay uno que, si posee miembro sexual masculino, y otro que está castrado, en ese caso la mujer, que no posee miembro viril, esta es la teoría técnica y conceptual en el psicoanálisis por Freud. Por lo tanto, hemos construido esa expresión intentando entender la obsesión de la iglesia por el poder, por llegar a los puntos más altos y alardear de tener la mayor parte de personas, de organización, de dinero, de estructura o tener toda, la fe; de aquella iglesia que todo lo que considera débil, inútil y problemático lo discrimina o rechaza, en contraste de quienes para ellos tienen «toda la fe», sin reconocer que existen otros, para algunos, que ni siquiera tienen fe o tienen un lugar dentro de este espacioso cristianismo Sigue leyendo “La Iglesia que no Ama: es (Fe)locentrica…”

La Colecta en Corinto: Un prototipo de generosidad y solidaridad de los santos en oposición a la propuesta socio-económica (neo)pentecostal.

Primordialmente, nos encontramos ante uno de los tantos textos bíblicos usados en espacios para la recolecta de ofrendas y diezmos, es un texto utilizado repetidas veces por las iglesias evangélicas pentecostales y los nuevos movimientos religiosos para argumentar el dar libre y generoso, pero algunas veces no para la ayuda de los más necesitados en estas comunidades, sino más bien para inversiones con otro tipo de interés. Así que, el problema no es que se utilice para estos temas, sino que se utilice con las motivaciones incorrectas, muy común en comunidades en que el dinero es el fin por el que va el feligrés a la comunidad, destaca a miembros –acomodados económicamente- en especial de otros miembros –de escasos recursos económicos-, se convierte en el tema de alabanza y es motivo, entre decretos y afirmaciones positivas, por el que se celebra una reunión religiosa. Así que, les invitamos a este análisis de una de las primeras comunidades cristianas y a comparar los peligros en los temas socio económicos en las comunidades cristianas hoy. Sigue leyendo “La Colecta en Corinto: Un prototipo de generosidad y solidaridad de los santos en oposición a la propuesta socio-económica (neo)pentecostal.”

Mujeres, una mirada desde María Magdalena

En esta oportunidad deseamos destacar el papel de la mujer en la sociedad y en la iglesia desde una mirada al personaje neotestamentario María Magdalena y el valor que las escrituras le dan a su participación pero que la iglesia le quitó ¿Por qué no se incluyó a María magdalena dentro del grupo de los apóstoles? ¿en la actualidad las mujeres siguen siendo invisibilizadas dentro del ámbito eclesial y en las otras áreas de la sociedad? Sigue leyendo “Mujeres, una mirada desde María Magdalena”

Me llamo Barrabas

Uno de esos encuentros que te paraliza al leerlo en el texto bíblico, es el de Jesús y barrabas. Sin duda un encuentro orquestado por los políticos y los religiosos de la época. Cuando el sol comenzaba a ponerse, muy temprano en la mañana una ejecución atroz aguardaba a tres reos que esperaban el castigo de la crucifixión, debido a los cargos imputados: sedición, homicidio, hurto; sus nombres Dimas, Gesta y Barrabas. Sigue leyendo “Me llamo Barrabas”

Una iglesia que piense: la iglesia reformada siempre se debe reformar

Crecí en una comunidad de fe donde la teología siempre fue mal vista. Los teólogos eran aquellos desviados cuya fe había sido tan insuficiente que terminó conduciéndoles a la total perdición. Durante mi niñez nunca escuché sobre la historia de la iglesia o el contexto cultural donde nació Jesús y pensar en ver otro libro además de la Biblia era inconcebible, de tal manera que cuando tomé la decisión de estudiar teología tuve que enfrentar las expresiones de disgusto y preocupación de algunos que optaron por aconsejarme a tener cuidado con volverme orgullosa o con perder mi relación con Dios, incluso, un pastor llegó a advertirme con el peligro que corría de dejar de creer en el mover del Espíritu Santo como consecuencia de estudiar “demasiado” la Biblia. Sigue leyendo “Una iglesia que piense: la iglesia reformada siempre se debe reformar”

Una iglesia que no ama… Habla mucho, pero se comunica poco.

“Si yo hablase lenguas humanas y angélicas Y NO TENGO AMOR, vengo a ser como metal que resuena o címbalo que retiñe.”

1 corintios 13: 1a

 

Al parecer la diversidad de dones dio ocasión a celos y divisiones, y es para sobreponerse a tales tensiones que Pablo insiste en que el principal de todos los dones es el amor. El problema no va a radicar en tener dones, sino en ser selectos a la hora de dar importancia a estos, pues llegaron a creer que unos eran mejores que los otros, así la iglesia terminó por descalificar a las personas que no tenían estos dones importantes. El apóstol Pablo irrumpe con el tema y dice que no hay don más importante que el amor, invalida una vida llena de dones, pero carentes de amor y compasión, considera que una comunidad sin amor, nada es, no es comunidad, no es iglesia, pues no tiene lo esencial de ser iglesia: amar. Sigue leyendo “Una iglesia que no ama… Habla mucho, pero se comunica poco.”

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora